POSTBODA DE OCTUBRE EN LA PLAYA JOSE A. Y VERONICA


 Jose y Vero - Postboda en la playa

El mes de octubre es un mes ideal para hacer este tipo de sesiones postboda en zonas donde el turismo abunda en verano y mengua en otoño, lo que nos facilita el desarrollo de las sesiones. Esta vez elegimos la luz de las cuatro de la tarde, rompiendo rutinas de atardeceres y amaneceres, para obtener unas imágenes de mayor contraste y muy luminosas

Vero eligió el sitio, la playa del Moncayo muy cerca de Guardamar. Tambíen eligió la hora. Nosotros pusimos el resto. 


Hay que reconocer que no es fácil aguantar el sol de las cuatro de la tarde pues tendemos a fruncir el ceño y a cerrar los ojos, pero esta pareja superó este obstáculo y el ritmo de la sesión fue muy bueno. 

Empezamos con unas imágenes en la pasarela de madera que lleva a la playa para tomar fotos con profundidad y aprovechar de fondo los magníficos colores que nos deja la vegetación de la zona. 





A pleno sol , bajo las miradas de contados bañistas y tras haber roto el hielo con las primeras imágenes, la pareja se entrega al máximo a la sesión de fotos siguiendo las pautas que les indicamos. 




Poco a poco, Jose y Vero se van despojando de sus trajes de novios para hacer alguna foto informal, atrevida y divertida, esto va en la personalidad de cada pareja, cada sesión es única. De esta forma conseguimos darle ritmo al reportaje y que no sea monótono. 





El ritmo del reportaje también está marcado por la postproducción del mismo, las imágenes en blanco y negro son todo un clásico de lo mas demandado. 


Nos despedimos de esta entrada postboda con una foto que muestra la estupenda silueta de Jose y Vero.